Con la llegada del invierno es fácil que si conducimos por zonas del altitud en moto nos puedan sorprender diferentes agentes meteorológicos en carretera, como el hielo y la nieve. Así que es importante saber como reaccionar delante de cada uno de ellos.

Para evitar estas sorpresas el punto más importante es estar bien preparado para conducir en moto con hielo y nieve. Sería una locura emprender un viaje en moto que contemple el paso por varios puertos de montaña en invierno y con aviso de nevadas. Hoy en día contamos con información al detalle y al minuto de las predicciones meteorológicas. Con lo que, si estás pensando en realizar un viajecito en moto de cara al próximo puente de diciembre ¡Infórmate y equípate como es debido!

El mejor consejo para conducir en moto si te sorprende la nieve o el hielo en carretera es utilizar bien la cabeza. Si la nieve está muy pisada, hay mucho hielo compactado y sin trazadas no tienes nada que hacer. ¿Consejo? Estaciona donde puedas hasta que las condiciones te permitan proseguir con el viaje o bien mejor da media vuelta. En situaciones tan complejas no podrás ni mantener el equilibrio.

Por otra parte, la ventaja que ofrece la moto respecto al resto de vehículos de 4 o más ruedas es que es mucho más ágil a la hora de elegir por donde pasar. Por lo tanto, si no tienes más opción que seguir, trata de hacerlo por el trazo más limpio y en contacto con el asfalto, por el que hayan pasado más vehículos, ya que habrá más adherencia. Eso sí, deberás tener mucho equilibrio.

Lamentablemente, por el momento, no existe casi ningún proveedor que haya creado unos neumáticos de nieve para motos. Michelin lanzó unos neumáticos de ciudad, pero sólo son para scooters. Algunos motociclistas emplean el truco de las bridas para conseguir mayor adherencia con nieve, cadenas en la rueda de atrás o, incluso sprays o «cadenas líquidas» que casi no sirven para nada si vas en moto.

Si para ti es un problema renunciar a al moto en tu día a día, te dejamos algunos consejos por si te encuentras en este tipo de situaciones típicas del invierno:

– No corras.
– No toques demasiado el freno y conduce con suavidad.
– Evita las zonas en sombra, con asfalto brillante o muy desgastado.
– Lleva siempre la marcha más larga posible.
– Cuerpo relajado sobre la moto y con control sobre el manillar.
– Mejor conducir sin control de tracción y sin ABS.
– Conduce tranquilo y prevé tener un buen espacio por si se produce una caída, que no haya consecuencias.
– No intentes nunca ponerte sobre una placa de hielo, las consecuencias pueden ser nefastas.

En Autoescoles Verdaguer te formamos sobre estas y muchas otras situaciones en carretera. Así que si estás pensando en sacarte alguno de los carnets de moto que te ofrecemos, no dudes que con nosotros estás en las mejores manos.

  • Noelia Platero

Leave A Comment